La Maldición de los Mecheros


Hola, perdona…

¿Un cigarro? ¿Tienes fuego? Uhmmmm….

Es paranormal mi desaliento: lo guardé hace un momento. Esto es extraterrestre: parece ciencia-fricción. Un caso perfecto para Jiménez del Oso (RIP): Asombroso: …Zippos viajan abducidos por agujeros negros de bolsillo a bolsillo, recorren mi espacio-tiempo en combustión expontánea… Pero a él ya no le importa un Zippote. Cleptomanía pirotécnica: me los mangan los colegas al estilo Juan Tamariz: haciendo sonar su imaginario violín con una sonrisa de oreja a oreja, es cosa de magia. Me tienen alergia. Mis mecheros ya no son de fiar, perdí la carburancia en ellos: tienen ideas incendiarias a diario. Llamo a la llama y no llega, ya no queda más yema en mis dedos. No tuve tacto suficiente. Uno a uno atascados: los abandoné de la mano de dios. Y de dios en dios, al final to dios menos yo con fuego: desde luego: la maldición de los bomberos: no me encienden los mecheros. Los mando al paro a dedo: tú y tú: al desempleo. Y en protesta: se encienden la mecha y se inmolan. Dos toreros muertos y un cigarro con heridas leves. Otros en depresión cayeron: se fueron a por tabaco y no volvieron. Mi amor incendiario fue en vano: sentían un terrible vacio interior. Quemados acabaron de vivir atrapados en el tiempo, como Bill Murray. No es coña, es cierto. Me los llevo de concierto y se tiran la noche buscando chinas, normal que perdieran la chispa. Al último le perdí de vista y lo secuestró un pirómano. Su vida prende de un hilo: Ahora está celebrando tres cumpleaños en un asilo.

Anuncios

2 Responses to “La Maldición de los Mecheros”


  1. 1 La copa de Circe 10 septiembre 2009 en 22:15

    😆 A mi me pasa igual!! me desaparecen, pero lo fuerte es que me aparecen “los otros” quién sabe si desde el mas allá o procedentes de otros planos de realidad, quién sabe si yo misma soy una cleptomana roba-mecheros inconsciente y no me he enterao, o si existe el duende de los encendedores…

    Muy buena entrada! me he partido de risa.

  2. 2 El Anacoreta Urbano 12 septiembre 2009 en 0:36

    Circe: Mmmhhhh… el duende de los encendedores, no se me había pasado por la cabeza. Quizás ese pequeño cabrón se coloca con el gas del mechero para soltar carcajadas de helio. Yo creo que en otras realidades también deben liarse petardos, mira tú los poltergeist… van hasta arriba.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s





A %d blogueros les gusta esto: